Navidad y odio – No te los voy a comprar

Estamos viviendo el doloroso tiempo de todos los odios
Odiar se ha vuelto un virus incurable en nuestras sociedades
Odiar porque sí
Odiar porque los abuelos, los padres lo hacían
Odiar porque los amigos lo hacen
Odiar por odiar
Como todo debe ser justificado
Muchos son los que pretenden odiar
Para salvar la patria y la identidad nacional.
 
El odio y el miedo son dos grandes debilitadores sociales
Mientras más odiamos más débiles somos
Mientras más debilitados más fácil te resulta
Cumplir tus sueños macabros
No importa cuánto crees en la navidad
Tu humanidad básica no es suficiente para agradarle a Dios
Hay que superar tu instinto de odiar.
 
 
Todo lo que quieres es expulsarme del mundo
Mientras me estás insultando, despreciando.
Las empresas están dictando leyes en el parlamento
Mientras me estás insultando
Y acumulando likes en las redes sociales
Y los gobernantes están contratando a familiares y amigos
Los que elegiste para salvar tu patria
Están reajustando su sueldo;
Un bono para cada desgaste físico-mental
 
 
Navidad y corrupción: no gracias
 
 
Cada insulto hacia mí en las redes antisociales recibe más likes
Que cualquier manifiesto en contra de las “políticas anti-mapuches”
Que cualquier denuncia de “corrupción legalizada”
Sé que el odio genera más fanatismo que el amor
 
El negro inmigrante está en el centro de tus conversaciones
Tus intervenciones públicas, tus leyes lo definen como un enemigo
Y ahora andas en las fiestas de las máscaras gritando
“Feliz Navidad, paz y amor para todos”
No tienes idea de donde viene el niño Jesús
 
Navidad y racismo: no gracias.
 
Tu taller, tu oficina huellen a odio y abusos
Ahora los llenas con pesebres importados
No hay pesebres que puedan
Sanar tantas heridas causadas por las avaricias humanas.
 
Te cuento que estoy quedando con muy pocos amigos
Porque veo todos los días a amigos queridos
Ovacionando a los que me odian y me insultan todos los días
Y eso duele mucho.
No sé en quién confiar
Si odias a un negro por ser negro odias a todos los negros
Si odias a un inmigrante por ser inmigrante
Odias a todos los inmigrantes
Incluso a tus ancestros que hace muy poco llegaron.
 
Para ti soy una simple alma errante.
En realidad soy un negro inmigrante.
Creo en la fraternidad sin fronteras
Creo que todos los humanos son mis hermanos
Y lo digo sin problemas
Soy un soñador incorregible.
Creo en la belleza extrema
La moral estética y lo digo sin miedo.
 
Y me preguntaste y ¿tú que hablas tanto, en qué crees?
¿Porque odias tanto la Navidad?
Te recuerdo que somos todos sobrevivientes
De una civilización destructora.
La esperanza me hace hablar, caminar y escuchar
La esperanza de encontrar un poco de amor en las calles humanas
 
Dices que adoras al niño Jesús.
Dices que tu cultura es cristiana, que eres solidario;
Pero no dices cuántos cristianos enamorados
De dictadores y torturadores hay en tu barrio.
Los verdaderos enamorados de Dios aman sin motivo.
 
Tienes miedo torero. Tienes miedo, lo sé y te entiendo.
Los humanos odian por privilegios, por miedo o fanatismo.
El fanático es también un dominado, un oprimido sin saberlo.
Cuando los oprimidos empiezan a oprimir
La sociedad se transforma en un campo de desesperados
Emocionalmente inestable.
Un ser humano desesperado es capaz de cualquier estupidez
La misma boca que usas para propagar miedos y odios
La usas para gritar feliz navidad paz y amor a todos
 
Navidad y odio: no gracias, no quiero.
 
No quiero tu sopa de navidad con odio
No te la compro
Amas y defiendes a todos los dictadores sanguinarios del planeta
Defiendes activamente a corruptos insectos chupadores
Disfrutas del sufrimiento de los más vulnerables
¿Y ahora me vienes a ofrecer tu sopa de navidad con sangre?
No gracias, no te la compro.
 
Cuando vuelva el niño Jesús y te pregunte por nosotros:
No le digas por favor que nos odiamos
Porque no es así; mi venganza es amarte.
Mientras más me odias, más ganas tengo de amar.
La mejor forma de soportar tu odio es amar.
 
No les mientas a los magos que vendrán a saludar al niño de Paz
No les digas que tienes fundaciones que luchan contra la miseria
Que has dedicado tu vida a servir como Dios manda.
 
Navidad y mentiras: no gracias.
 
Por favor, no me digas “Feliz Navidad”, sin saber qué significa.
 
Hay establos rodeados de lobos sonrientes.
Navidad fabricada en el infinito pozo de hipocresía humana.
No quiero tu sonrisa navideña
Si siempre has querido matarme.
Si no crees en la dignidad humana
Si para ti es normal la explotación del hombre por el hombre.
 
Navidad sin sentido, sin reconciliaciones, sin pan ni amor.
 
Me encanta la navidad, por supuesto
Es él nacimiento de este niño salvador no caucásico,
Hijo de inmigrantes y perseguidos
Cuyo pensamiento basado en el amor incondicional
Ha generado grandes cambios positivos en el mundo
Pero no me convence tu hipocresía.
Sé que tu sonrisa navideña esconde
Lo peor de la humanidad: matanzas, torturas, esclavización, avaricias,
Dictaduras enraizadas, racismo, aporofobia.
Si sólo pudiéramos abrir nuestro corazón de verdad
Aunque sea una vez al año, aunque sea solamente en navidad.
Nuestro mundo, nuestras sociedades tendría algo de paz.
 
El amor es un poema de salvación.
Fue lo que nos vino a anunciar
El niño migrante no europeo ni caucásico.
Jean Jacques Pierre–Paul
jeanjacquespp@yahoo.fr