Prólogo Libro: “Aquí Estamos Todavía”

Lo que el lector y la lectora tiene entre sus manos es el resultado de una investigación exhaustiva que, además de expandir las fronteras del conocimiento en distintos campos de estudio, se incorpora por derecho propio en esta genealogía de pensamiento político indígena surgido desde las resistencias colectivas.

NO VI EMB R ES (AGUAY O VARIO)

comarca revuelta ambas, cambas al alto, matapacos / a la moneda / atraducibles paleónimas mensajeras (comaruru, ciudadano del olvido, 1941)

Bolivia: la profunda convulsión que lleva al desastre

La situación se hace cada vez más obscura pues se arrastra a la sociedad boliviana a las entrañas mismas del orden simbólico patriarcal que sostiene la lógica de guerra que garantiza la acumulación expansiva y colonial del capital.

La impunidad patriarcal del ecocidio y la crisis que sostendremos con nuestros cuerpos

Tanto la política de conquista como la violencia contra las mujeres que está implícita en los despojos territoriales alimenta la figura de la “conquista del oriente boliviano”, como parte de la idea masculina de dominación del cuerpo femenino, que siempre ha sido la política central de las logias terratenientes en Santa Cruz y que hoy son el centro de un capitalismo agroindustrial depredador.

Combinadito Visual Latinoamericano

Una síntesis del trabajo de años. Eso es lo que la fotógrafa Camila Torrealba nos presenta en esta selección de sus fotografías análogas 35 mm a color, las cuales fueron seleccionadas de un volumen de mas de 100 imágenes tomadas en diferentes fechas y lugares: América del Sur, Norte Grande de Chile, sectores tropicales y costeros de Ecuador y Perú, regiones del Altiplano boliviano y peruano.

Una noche con Pedro Lemebel

Pedro Lemebel regaló su metro de mar. Lo escribió en su , que leyó y entregó como regalo a David Aruquipa (Familia Galán). Luego se fueron a recorrer los rincones innombrables de Santiago.

La China Morena se acorta la falda: La revolución estética de las travestis

Como la mismísima Diega reconoce ―y eso es mucho decir―, fue Ofelia (Carlitos) quien más innovó en Oruro y alentó todos aquellos cambios en la China Morena pero también, de rebote, en la ciudad de La Paz, donde poco a poco fueron modificando la estética.

Desandar la ciudad

Desandamos esta ciudad en todas sus desigualdades para pensar de qué, exactamente, debiéramos estar orgullosos, y cuáles debieran ser nuestros colores.